feb 26 2010

El Hospital de la Trinidad quiere modificar su trasera

La Fundación del Hospital General de la Santísima Trinidad ha presentado en el ayuntamiento un escrito en el que solicita modificar el Plan General de Ordenación Urbana en la parcela que ocupa.

El Hospital figura en el Catalogo de Edificios de Interés y cuenta, por ello, con una ficha, la número 22, en la que se detallan la ocupación, las alturas así como las obras permitidas en el edificio.

Los responsables de la Fundación, aprovechando que el Ayuntamiento va a abrir una nueva calle que comunique la Avenida de Villamayor con la Calle Nueva de San Bernardo, quieren derribar parte de los edificios de la trasera para construir otros nuevos. Aducen que los añadidos de la parte de atrás son de muy mala calidad y desdicen del resto del edificio. Además, plantean un nuevo acabado de esa parte del Hospital, que genere una nueva fachada de cara a la nueva calle que va a surgir.

Si bien es cierto que la trasera del Hospital es un auténtico desastre y que los edificios que se han ido añadiendo son realmente horrorosos, nos da miedo cuando vemos en la solicitud una serie de cambios que afectan a las alturas y ocupación de la parcela,  o cuando se habla de una edificabilidad restante de casi 2.700 metros cuadrados. Normalmente todo este tipo de operaciones urbanísticas han tenido unos nefastos resultados, pues han traído consigo la pérdida de espacios libres, un aprovechamiento excesivo del suelo y un impacto bastante negativo en la zona donde se ubican.

A falta de conocer con detalle todas las modificaciones que puedan ser aceptadas por el Ayuntamiento, pedimos que se respete al máximo una construcción que ha sufrido ya todo tipo de atropellos, con la supresión de la zona ajardinada para construir el aparcamiento subterráneo o la segregación  de la parte trasera de la finca para dar pie a la inmensa aberración que se está levantando en esa parte, destrozando la vida de los vecinos de la calle Alarcón y aledañas.

0 comentarios

Escribir un comentario