jun 14 2004

Horroroso parking

Vecindario nº 52

Avanzan las obras del aparcamiento subterráneo que se construye en los antiguos jardines del Hospital de la Santísima Trinidad y el espanto de los ciudadanos no deja de aumentar. El resultado no puede ser más espantoso. Se ha construido una plataforma de hormigón enorme, que levanta por encima del suelo de tal manera que no permite ver la bonita fachada del edificio.

Está claro que eso no era lo que se nos prometía cuando trataban de convencernos de la bondad del proyecto. En nada coincide el resultado final con los bonitos dibujos que aparecían en la prensa, cuando se decía que volvería a haber otro jardín encima del aparcamiento.

¿Por qué este desastre tan horrible? Pues seguramente por lo de siempre. Ahorrar dinero, aunque sea destrozando una zona para siempre. Esa evidente que resulta más caro profundizar en el subsuelo que construir sobre superficie. Así que, en vez de enterrar todo el aparcamiento, se ha optado por dejar una parte sobre el nivel del suelo. Aunque sea tan espantoso como lo que todos podemos ver. La empresa tiene menos gastos y así gana más pronto dinero. El culpable es el Ayuntamiento, que permite un proyecto tan aberrante, que perjudica a todos los ciudadanos y sólo beneficia a la empresa. Menos mal que el muro va a ocultar a los viandantes esta vergüenza, porque los comentarios serían de órdago

Primavera 2003: Hace pocos días que dieron comienzo las obras para construir un aparcamiento subterráneo en los jardines del Hospital de la Santísima Trinidad. Ha desaparecido toda la vegetación existente, incluidos los árboles y sólo se ve un inmenso hoyo del que se siguen extrayendo camiones y camiones de tierra.

Este aparcamiento, al que se ha opuesto esta Asociación desde un principio, va a significar una degradación evidente del Hospital, que pierde su zona arbolada para dejar paso a una superficie dura, fría y mucho menos agradable. El efecto protector que ejercían los árboles, evitando ruidos, refrescando la temperatura y la vista, no ha contado para nada, pues de lo que se trataba era de justificar la recalificación de la trasera del Hospital, donde se van a construir unas 100 viviendas de lujo. El aparcamiento se podía haber construido en otros muchos sitios, pero entonces no se podía justificar una recalificación tan brutal y evidente.

La Asociación «ASANBER» tiene interpuesto un recurso ante la Sala de lo Contencioso de la Audiencia de Valladolid, porque consideramos que no se justifica ni la modificación del Plan General de Ordenación Urbana ni la construcción del aparcamiento subterráneo. El problema es el de siempre, la Justicia es muy lenta, demasiado lenta. Cuando salga la sentencia, mucho nos tememos, no habrá nada que hacer, pues el aparcamiento y las viviendas ya estarán construídas. Aunque la sentencia sea favorable a nuestro planteamiento y se declare ilegal todo el proceso. Eso mismo ha ocurrido en otras muchas ocasiones.

0 comentarios