ene 15 2007

El CEAS, sin asistencia social

Vecindario nº53

Los vecinos que se han acercado en los últimos días al CEAS San Bernardo, ubicado en la calle Papín, se han encontrado con que el asistente social no se encuentra allí. Un escrito situado a la puerta remite a la gente a que vaya al CEAS Pizarrales. El trabajador social va a estar ausente durante varios meses, por lo que la situación va para largo.

El Ayuntamiento, en vez de poner a otra persona en su lugar, cierra el servicio y envía a la gente a otro lugar. Impresentable desde todos los puntos de vista. Con ello, estamos desatendiendo esta zona y saturando el otro CEAS, que ya tiene bastante trabajo con atender a sus propios usuarios.

Ante esta situación, un amplio número de Asociaciones de las dos zonas hemos elaborado y firmado un documento que se ha enviado al Ayuntamiento. Es este escrito se denuncia la situación y se exigen soluciones. Este es el texto remitido al Sr. Alcalde:

«Diferentes usuarios de los CEAS San Bernardo y Pizarrales han hecho llegar a las Asociaciones que suscriben este escrito varias quejas debido a la situación en que se encuentran estos dos Centros.

El hecho denunciado es que el trabajador social del CEAS San Bernardo va a faltar de su puesto de trabajo durante varios meses, sin que sea sustituido por otra persona, sino que se deriva a los usuarios al otro CEAS.

Esta medida sólo sirve para congestionar el CEAS Pizarrales, que ya tiene suficiente trabajo con atender a los numerosos inmigrantes que viven en la zona. Coincide, además, con el comienzo del curso escolar, lo que provoca una gran demanda por el tema de libros, material escolar, etc.

En cuanto a los usuarios del CEAS San Bernardo, al tratarse de barrios con un alto porcentaje de población mayor, el traslado al nuevo CEAS, además del desconcierto que provoca, implica unos desplazamientos enormes.

No entendemos cómo se puede cerrar durante meses un servicio municipal de atención social. Si un trabajador falta a su puesto de trabajo durante un tiempo amplio, debe ser sustituido por otro, como ocurre en cualquier servicio serio.

La práctica habitual del Ayuntamiento de Salamanca de cerrar los CEAS durante los periodos de vacaciones o cuando los trabajadores están enfermos o con permisos es absolutamente injustificable, máxime cuando se trata de servicios sociales de atención a gentes con necesidades perentorias.

Por estos motivos, SOLICITAMOS:

Que se acabe, con la mayor rapidez posible, con esta situación tan extraña como injustificable y se dote del personal correspondiente a ambos CEAS, para que presten la atención al público que corresponde.

Que se tomen las medidas necesarias para que este tipo de situaciones no vuelvan a repetirse, estableciendo listas para sustituciones, etc. de tal modo que cualquier baja sea cubierta inmediatamente y no sean los ciudadanos los que tengan que sufrir carencias en su atención social provocadas por la negligencia de los responsables de estos servicios.

Que se considere la opción de ampliar el horario de los servicios sociales municipales por las tardes, pues a veces nos encontramos con situaciones que hay que resolver con urgencia, sin poder esperar al horario de mañana.

Salamanca, a 5 de Octubre de 2004.»

0 comentarios